29 nov. 2009

Anuncios y más anuncios

Cada vez quedan menos periódicos en intenet que no te pongan publicidad a pantalla completa al acceder a su página principal. ¡Qué incordio, por favor! Algunos incluso te ponen la publicidad en páginas interiores.


Antes, cuando el HTML era menos conocido, bastaba con bloquear las ventanas emergentes. Pero, como casi todo en la vida, se gasta más energía y capacidad mental en tocar los cojones que en hacer cosas útiles y cada día resulta más difícil evitar estos anuncios.


Yo enviaría a mi querido EJECUTOR a repartir caricias entre los brasas que se dedican a idear, rellenar e implementar estos huecos en mi navegador. Pero, la verdad, últimamente no estoy muy optimista respecto a la raza humana. Es lo que hay.


¡Salud y rocanrol!